Tortuga de Plastilina

por Sé el primero en comentar

Tortuga de plastilinaEsta tortuga puede ser de mucha ayuda para que los niños se diviertan un rato jugando, además de que pueden hacer muchas de diferentes tamaños y con ellas decorar su habitación. Es una buena manualidad para que los niños comiencen a hacer figuras de plastilina por ellos mismos.

 

Materiales

  • Plastilina azul, blanca, rosa, morada y negra
  • Pegamento blanco
  • Pincel
  • Palito de madera

Procedimiento

1. Formar una bolita con la plastilina morada y aplastarla un poquito para comenzar hacer el caparazón de la tortuga.

2. Después hacer unos pequeños círculos con el color rosa en todo el caparazón, hacer pequeñas bolitas con la plastilina blanca y ponerlas en el centro de cada círculo rosa.

3. Para las patas, hacer cuatro bolitas pequeñas y alargarlas para darles forma de gota, para esto usa la plastilina azul claro y únelas a los extremos del caparazón.

4. Haz otra bolita con forma de gota un poco más grande que las patas, esta será la cabeza de la tortuga.

5. En la carita de la tortuga vamos a poner dos pequeñas bolitas moradas, dentro de cada una pon una bolita blanca y encima de estas pon unas pequeñas bolitas negras que serán las pupilas de los ojos; si tus hijos son muy pequeños, puedes ayudarles con estos detalles.

6. El último detalle es poner pegamento blanco sobre toda la tortuga y deja secar para que sea resistente y brille.

Como puedes ver, esta es una manualidad muy sencilla de hacer y que a tus hijos les divertirá mucho. Pueden cambiar los colores y hacerlas de muchos tamaños distintos. Esta es una manera muy buena para que los niños comiencen a esculpir figuras en este tipo de materiales.

¿Qué te pareció esta manualidad hecha con plastilina? ¿Harías esta tortuga de plastilina con tus hijos?

Danos tu opinión a través de Facebook, Twitter o nuestra sección de comentarios.

mailman

Subscríbete a Manualidades

Tortuga de Plastilina

Esta tortuga puede ser de mucha ayuda para que los niños se diviertan un rato jugando, además de que pueden hacer muchas de diferentes tamaños y con ellas decorar su habitación. Es una buena manualidad para que los niños comiencen a hacer figuras de plastilina por ellos mismos.